La zona del Alto Valle comprendida entre Neuquén y Río Negro poco a poco se va posicionando con atractivos turísticos de naturaleza y propuestas innovadoras. Te presentamos 5 lugares imperdibles que no se deben escapar de tu viaje por la Patagonia.

5 lugares imperdibles en el Alto Valle Patagonico, Neuquen y Rio Negro con nuevas propuestas!El productivo Alto Valle del Río Negro y el Neuquén, zona conocida por ser la cuna de la fruticultura nacional, ha ido poco a poco incorporando atractivos turísticos de diferente índole a su oferta productiva.  

Zona de tránsito obligada para aquellos que se dirigen a destinos consagrados de la cordillera como Bariloche, Esquel o El Bolsón, el Alto Valle va de a poco apostándole al turismo. Comprendida entre los límites naturales de los ríos de dos provincias, esta zona fértil del norte patagónico comprende unas 10 ciudades, 3 ríos, 2 lagos y 1 dique, todo interconectado por rutas y caminos rurales de fácil acceso.
 
Acá te presentamos 5 lugares que no tenes que dejar de conocer si vas para esos lados.

1. La Ruta del Vino, manzanas y dinosaurios. Esta ruta recorre las provincias de Neuquén y Río Negro concentrándose principalmente en las localidades de San Patricio del Chañar y Añelo. Cinco son las bodegas que allí se han instalado: La bodega Del Fin del Mundo, Nqn, Familia Schroeder, Valle Perdido y Secreto Patagónico. Se pueden realizar compras, visitas guiadas, degustar vinos y platos de la cocina regional elaborados por reconocidos chefs. La propuesta se completa con la visita a las chacras para conocer el sistema de riego y cosecha de las manzanas y las peras-sobre todo en la localidad de Centenario- y las visitas a los Museos Paleontológicos de la zona, como el Centro Paleontológico Barreales,  la única excavación de restos fósiles a cielo abierto que puede ser visitada por los turistas todos los días del año.

2. Corredor Turístico Alto Valle Este. Comprende las localidades de Godoy, Chichinales, Huergo, Mainqué y Cervantes. La idea busca generar un movimiento económico alternativo, se base en el aprovechamiento del entorno natural, ambiental y paisajístico del sector, resaltando el testimonio cultural de la colonización italiana y española. Se pueden realizar un sin fín de prácticas recreativas en las costas del Río Negro y las bardas así como actividades relacionadas al agroturismo.

3. Lagos, ríos y Diques. El Lago Pellegrini en Cinco Saltos, el lago Mari Menuco a 80 km de Neuquén, son entornos ideales para realizar camping, deportes acuáticos, avistaje de aves y paseos familiares. En ambos se puede degustar los famosos filetes de pejerrey como la especialidad gastronómica local. En el Dique Ballester, ubicado en Barda del Medio, fue creado especialmente para el riego de las zonas productivas del valle. El Paseo de la Costa, el Canal Principal de Riego, el Museo Histórico del Riego, el Parque de Maquinarias, el Reloj de Sol y el Faro son los principales atractivos que se pueden recorrer, además de las hermosas panorámicas de la zona. Los Ríos Neuquén, Limay y Río Negro contemplan balnearios para todos los gustos ideales para pasar las tardes bajo el fuerte sol de verano.

4. Agroturismo. Conocer una chacra, caminar entre las manzanas, tomarse un té bajo la sombra de un tilo y entender cómo funciona el circuito frutícola es una experiencia encantadora para aquellos amantes de la naturaleza. La mayoría de las granjas y pequeñas industrias se extienden en la Ruta Nacional 151 y en la venida General Roca, y ofrecen paseos en sulky, cabalgatas, trabajo en la huerta y contacto con animales de la granja, además de cocina rústica.

5. Neuquén Capital. Es la gran ciudad de la zona y la más cosmopolita, sin embargo sigue conservando esa “cosa que tienen los pueblos”. Museos, paseos de artesanos, la nueva Costanera, teatros, salas de arte y una gastronomía muy variada permiten a los visitantes pasear y disfrutar de una ciudad para todos los gustos.

fuente y más info: pulsoturistico.com

Noticias relacionadas