En el borde oeste de las selvas de las Yungas, al norte de la Provincia de Salta, en el punto exacto donde los bosques empiezan a fundirse a cada paso con los pastizales prepuneños, surge como una aparición el pueblo de Los Toldos, a 1,600 msnm.

Se trata de una villa que se encuentra enmarcada entre las pintorescas serranías, hacia el oeste la de los cerros Bravo y San José, y al este, la serranía de los cerros Astilleros, Paraguay y Vallecito, una portada elevada hacia las frondosas selvas yungueñas.

Los Toldos, Salta

A fines del siglo XVIII, la región donde se asienta la pequeña villa fue poblándose lentamente por campesinos de ascendencia española.

A pesar de las grandes distancias que la separan de los grandes poblados, Los Toldos es un espacio que vale la pena visitar. Una vez allí, la calidez de sus pobladores convierte al viajero en uno más de ellos. Y éste se convencerá de que pocos lugares son tan especiales.

Para llegar a Los Toldos, por vía terrestre, el viajero debe arribar primero a la ciudad de San Ramón de la Nueva Orán, y desde allí, por la Ruta Nacional Nº 50, hasta la localidad de Aguas Blancas, en la frontera con la República de Bolivia.

Desde ese punto, y después de efectuar los trámites aduaneros y migratorios, debe recorrer 110 kilómetros hasta el poblado de La Mamora, un espectacular tramo es el de la Ruta Panamericana que une las ciudades de Bermejo y Tarija, en territorio Boliviano.

Otra forma de arribar es por vía aérea, contratando los servicios que se ofrecen en la ciudad de San Ramón de la Nueva Orán.

Otros lugares turisticos para conocer